TARIFAS AEREAS
Porque perdemos tanto tiempo en averiguar si las tarifas de las líneas aéreas suben o bajan. Los precios están en una constante fluctuación , la razón es simple las aerolíneas intentan llenar sus aviones . Desde el punto de vista de ellas ven a los pasajeros de dos formas : el pasajero de negocios con flexibilidad en precio pero no en días y el pasajero de vacaciones con mas flexibilidad en días y deseando conseguir el precio mas barato, de esta forma son capaces de llenar los aviones con diferentes precios.
La primera pregunta mas importante para un revenue manager es cuantos asientos necesito vender a 300€ , 400€, 500€, 1000€ o también al nivel mas barato porque lo último que quiere es que su avión vuele con asientos vacíos, pero también es consciente de que el avión no pude volar con los asientos vendidos con la tarifa mas barata , esa es la última solución.
Las aerolíneas en general preparan el procedimiento para llenar sus aviones con muchos meses de anticipación, mucho tiempo antes de que nadie haya podido pensar ni plantearse conseguir un billete para esos vuelos, son conscientes también que la gente que reserva antes en un vuelo típico siempre serán pasajeros de turismo.
Las aerolíneas no quieren vender muchos asientos muy pronto sin embargo lo que quieren es dejar muchos asientos vacíos porque saben que muchos pasajeros de negocios harán sus reservas dos semanas antes de la salida del vuelo.
45 días antes del vuelo programado las aerolíneas en general empiezan a considerar si han vendido suficientes asientos en cada vuelo en particular, si la respuesta no es como ocurre casi siempre solo entonces cuando a través de las páginas webs y otros medios aparecen los precios mas atractivos y económicos con lo que se llega a la conclusión que el tiempo optimo para comprar un billete de avión está en 3 ó 4 semanas antes de la salida. Ese es el punto que divide a las personas que reserva muy pronto de los que reservan en el último minuto.
De cualquier forma las aerolíneas no solo deben responder a sus propios coeficientes de ocupación sino que tienen que tener puesto un ojo en el de los competidores , con lo que llegamos a la conclusión de que una reserva hecha muy pronto o esperar a hacerla muy tarde pude llevarnos a conseguir el mejor precio. Al final jugamos un poco con la ilusión y a veces con un poco de suerte para conseguir la tarifa que queremos.
TOMAS CANO

Anuncios