La crisis
La acción es un gran restaurador y constructor de la confianza. La inacción es, no solo el resultado, pero si lo es la gran causa del miedo.
El optimismo es esencial para alcanzar un logro y también es la base del valor y el verdadero progreso, que tanto necesitamos en estos momentos.
Los que nos gobiernan, no dejan de decirse asimismo, no me arrepiento de nada, en palabras del arrogante. No me arrepentiré de nada le dice la inexperiencia
Olvidamos con mucha facilidad los seres humanos, que la inmortalidad de las cosas que creamos, son siempre hechas en común entre todos, y son las únicas que prevalecen después de nosotros.
En las circunstancias actuales las almas nobles deben luchar a través del polvo y el calor, saldrán del desastre y derrotarán el infortunio y la situación actual.
Ante la que esta cayendo, los seres humanos que somos casi únicos en tener la capacidad de aprender de la experiencia de otros y de la propia vida, destacamos casi siempre por nuestra aparente poca inclinación a hacerlo.
Tomas Cano

Anuncios